Paseo guiado por el Burgos libertario: la otra historia ocultada de la ciudad

portada copia

Por Burgos Dijital

El sábado 18 de junio se realizó el Paseo guiado por el Burgos libertario, una iniciativa de diferentes colectivos libertarios de la ciudad, que pretende un recorrido por calles, plazas y avenidas con especial significado y relación con el anarquismo en Burgos, desde sus orígenes en 1871 hasta los días actuales, basado en el libro “El Anarquismo en Burgos” escrito por Ignacio Soriano, Francisco Javier Barriocanal y Fernando Oterga.

El Paseo dio comienzo en la Subida de Saldaña, próxima a la calle de San Esteban 17 donde quedaría ubicada la primera sede de la CNT en Burgos, para bajar por la calle Fernán González y pasar por su número actual 16, antes 17, donde la viuda de Nicolás Neira se trasladaría con su familia a esta vivienda que fuera la sede del Ateneo Popular durante la República. Cerca quedan las calles de Hospital de Los Ciegos, donde CNT tuvo su sede en el período 1933- 1934, y la Plaza de Huerto del Rey donde se trasladó la sede desde la calle de Las Tahonas en 1978, el domicilio de Nicolás Neira en la calle de Avellanos numero 8 actual. El recorrido deja la Plaza Alonso Martínez para continuar por la calle de San Juan, el Monasterio de San Juan queda también a unos pocos metros, y el penal ubicado en este monasterio comienza a ser conocido en el anarquismo hispano en la última década del siglo XIX.

De gran interés resulta conocer donde vivió Tomás Espinosa en la calle La Puebla 40, y Paulino Díez en el número 6.

Merece la pena conocer que el 3 de agosto de 1932 se celebra en el salón de baile Euterpe situado en la calle San Juan, una asamblea de obreros parados con la asistencia de 200 personas, en este acto interviene Paulino Díez, una de las figuras destacadas del anarcosindicalismo nacional.

Continuó el Paseo por el Teatro Principal, lugar de mitines en la Segunda República, en esta parada se recordó la primera víctima de la represión franquista en Burgos en el edificio de Correos, según describe Ruiz Vilaplana en el libro “Doy fe”.

Paseo de El Espolón, plaza de Vega y alrededores, Palacio de Justicia y Plaza de Castilla donde se recuerdan los diferentes usos que tuvo el edificio que hace esquina, entre otros, fue lugar de alojamiento de oficiales nazis durante los días previos a la operación Cóndor. El Paseo finalizó en la plaza Mayor de la ciudad con una exposición y venta de libros y un breve recital de música.

 

Leave a Comment

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies