Entrevista a Los 8 de Yesa: “Condenados a 32 años de cárcel”

Por Burgos Dijital

[vc_row][vc_column][vc_video link=”https://youtu.be/Hp6UCgpVtao”][/vc_column][/vc_row]

Ocho aragoneses podrían ir a la cárcel por defender sus tierras

Un embalse. Una comarca. La confederación hidrográfica del Ebro. Tierras de regadío. Recrecimiento del embalse. Expropiaciones forzosas. Cargas de la guardia civil. Ocho personas encausadas.

Estos son los elementos claves sobre los que nos hablaron representantes de los llamados “8 de Yesa” en la charla que ofrecieron en Espacio Tangente. Vinieron a Burgos porque se acerca el juicio en el que están encausados y necesitan recabar todo el apoyo ciudadano que sea posible para su causa.

Para poner en situación a nuestras/os lectoras/es. El embalse de Yesa se inauguró en 1959 y entró en funcionamiento en 1960, bajo el gobierno franquista. Años después, y para favorecer a zonas de regantes que se encuentran más abajo, se pensó un proyecto de recrecimiento del mismo hasta 3 veces un tamaño superior. El presupuesto inicial fue de 113 millones de euros. Las especiales características geográficas de la zona hacían del proyecto algo ya complicado en el papel, pero en la práctica, la de siempre: nuevas complicaciones, nuevas dificultades, etc. que hacen que el presupuesto inicial vaya creciendo y creciendo. Las obras comenzaron en mayo de 2001, aunque se han visto afectadas por problemas en la consolidación de la orilla izquierda, en donde aparecieron en 2004 grietas de gran tamaño.

Secuencia 01.Imagen fija002Ese año el presupuesto se había incrementado hasta los 177 millones de euros. En 2006 se produjo un deslizamiento de tierras de 3,5 millones de metros cúbicos que amenaza con caer al vaso del embalse. En 2007 se reabren grietas y agujeros y la pista que recorre la ladera izquierda se derrumba. En 2008, el presupuesto alcanza los 208 millones. Las obras continúan y en 2013, ya van por los 376 millones. En la actualidad, estamos en 425 millones. Un cálculo rápido permite darse cuenta de que se ha llegado a cuatriplicar el presupuesto inicial del recrecimiento (sin haber empezado a usarlo). El ingeniero encargado del proyecto en la época en la que se inauguró llegó a afirmar que tenía pesadillas por las noches pensando en las malas condiciones de seguridad del embalse y las consecuencias que tendría una catástrofe para los pueblos del Pirineo (existe el documental “Los malos sueños de René Petit”). Como se puede ver, esas dificultades no han cambiado en la actualidad con el tema del recrecimiento. El recrecimiento del embalse no se sostiene ni económicamente ni medioambientalmente y genera serios problemas de seguridad (si se produjera un desbordamiento del embalse, los habitantes de la zona tendrían escasamente treinta minutos para ser evacuados).

Por si fueran pocas las cuestiones económicas (el recrecimiento del embalse se está convirtiendo en un cementerio de hormigón y millones de euros), los habitantes de los pueblos de la comarca han sufrido también el acoso institucional en forma de expropiaciones forzosas de sus tierras, que son su forma de vida. Y para terminar de agravar el conflicto, el 10 de octubre de 2012 en las inmediaciones de Artieda (Zaragoza), la Guardia Civil (por orden del delegado de gobierno de Aragón), cargó violentamente contra las personas concentradas de forma pacífica para reivindicar su derecho a mantener la propiedad de sus tierras. Al cabo de un mes, comenzaron a llegar las imputaciones a varias personas, quienes ya se conocen como Los 8 de Yesa. Les piden penas que van desde los 2 años y medio hasta los 6 años de prisión, e indemnizaciones por un total de 22.020€.

 

Leave a Comment

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies