Ante el acoso sexual en la Universidad de Burgos

Por acciónenred

A raíz de la publicación el 8 de marzo en el DB sobre un caso de acoso sexual en la Universidad de Burgos, queremos hacer las siguientes consideraciones.

Ante un caso de acoso sexual, se requiere de dos premisas: que la víctima se sienta escuchada ante la denuncia planteada y una investigación adecuada.

Según Marie France Hirigoyen[1] en el acoso, la victima al principio no se da cuenta que está siendo manipulada a no ser que la violencia se vuelva muy explícita. La relación perversa empieza con encantos, seducción, con pequeñas cosas para desestabilizar que no provoquen abiertamente un conflicto… Ésta parece la línea conductual aplicada en los casos habidos en la Universidad de Burgos relacionados con este profesor que se ofrece a explicar la materia de estudio, que escoge para docencia alumnado de primer curso, que su interés aparenta meramente en ayudar académicamente a la alumna, aumentando posteriormente la presión de acoso de forma más explícita, cuando la víctima es consciente de la situación e intenta evitarlo.

No podemos obviar que en estas situaciones existe una posición de poder: un superior en la jerarquía que dificulta a la víctima, salir de esa situación, como en este último caso, siendo sus efectos perniciosos y destructivos (ansiedad, suspenso de la asignatura, huida…)

Ante realidades como la descrita la Universidad de Burgos como institución pública, tiene el deber de adoptar una actitud activa ante este problema que se viene repitiendo. Ello debe plasmarse en concreto a través de la Unidad de Igualdad, donde según el art. 2 en sus funciones se establece entre otras “Prevenir y, en su caso, tratar los episodios de acoso sexual y acoso por razón de sexo en la Universidad”

Cabe preguntar ¿Se ha realizado algún tipo de prevención y/o sensibilización sobre acoso? ¿Se ha hecho lo suficiente al respecto? Por nuestra parte reiteramos de nuevo nuestra colaboración y disposición, al igual que lo hicimos ya en noviembre del 2016.

Esperamos que se investigue adecuadamente respecto del tipo de delito que se trata y con la celeridad necesaria, se tengan en cuenta los antecedentes de este señor, que a pesar de no haber sido tratados adecuadamente en las anteriores ocasiones, si evidencian unas conductas reiteradas respecto a las alumnas desde hace más de una década y se proceda a tomar las medidas disciplinarias y de prevención necesarias para evitar que otras alumnas de Químicas queden expuestas a sufrir de nuevo acoso sexual.

Lamentablemente, en muchas ocasiones estos delitos quedan impunes, como así ha ocurrido con anterioridad en la misma. Deseamos que se adopten las medidas necesarias y adecuadas para impedir que el acoso sexual se dé en la Universidad de Burgos.

5 Comments

  • Desde el infierno

    Hola Ana. Cierto que la presunción de inocencia, está clara y debe seguirse manteniendo. Cierto es también que en ninguno de los medios en los que se ha publicado la noticia se ha indicado el nombre de dicho profesor. Por lo menos en las noticias que yo he leido. Pero casualmente todos sabermos a quien se referían las noticias. Debo decirte que so ya sufrí hace 8 años acoso por parte de este profesor. Y sí fue acoso, en toda regla y con todas las premisas que tiene que cumplir. Y sí, fue sexual. Y lo de las puertas abiertas es pura tontería y pura fachada. Y no, no lo denuncié públicamente porque fui cobarde. Y tampoco pienso denunciarlo ahora porque la universidad según el trato que me dio no se merece ayuda. La verdad irá saliendo poco a poco.
    Sobre todo sabiendo que yo no he sido la única, sino que ha habido muchas chicas, anteriores a mi y posteriores a mi. Y digo chicas, porque cuando me pasó a mi era una niña, de edad adulta, pero una cría al fin y al cabo.
    Y por cierto Ana, me alegro que a ti no te haya pasado, porque el acosador no acosa a cualquiera, sino que tiene un perfil predilecto. Y creeme, no se lo deseo a nadie. Me alegro de que tú lo consideres buen profesor. Porque buena persona no es.

  • ANA

    Gracias por su respuesta, estoy en contra de todo tipo de acoso, pero también estoy en contra de las falsas acusaciones ,pues esas son las que dejan a la mujer en mal lugar y faltan al respeto a las verdaderas victimas.
    Y si por uno de los casos de gravedad a los que usted alude, se refiere a una chica que trabaja en uno de los laboratorios de la Facultad de Ciencias, no puedo apoyarla, cuando la he oído que piensa destruir a este profesor y que ya lo hizo con otro en otra comunidad de la que proviene… y va presumiendo que lo ha jodido ahora del todo… y se “bien rodea”…
    En cuanto a la japonesa , si no estoy mal informada y creo que no es el caso, deja su erasmus, cuando pasa a tener otro profesor que imparte el segundo bloque de materia, a dos o tres días del examen… Ya se había librado de su supuesto acoso… tenía otro profesor.
    Por el respeto a las verdaderas víctimas de acoso… debiera castigarse las falsas acusaciones y las difamaciones infundas contra personas inocentes.
    Acaso con estas publicaciones del día 8 , no se ha realizado un auténtico ACOSO Y DERRIBO A UNA PERSONA HASTA EL MOMENTO INOCENTE.
    A la fecha de hoy , el profesor es otra victima de acoso.

  • acciónenred

    Hola Ana,
    No se está cuestionando cómo imparte su docencia este profesor, si es responsable o dedicado con la materia que imparte, sino con determinadas conductas que ha tenido con algunas alumnas.
    Es muy habitual, por ejemplo que una persona violenta en las relaciones de pareja o de acoso, en otros ámbitos pueda ser encantador hacia otras personas y un buen trabajador.
    Efectivamente este profesor, empieza con preocupaciones por explicar la materia a las alumnas, por facilitar las cuestiones académicas, al principio en la Universidad y luego se ofrece fuera de la misma, por eso mismo les es más difícil a sus víctimas reconocer sus conductas abusivas al principio. Posteriormente cuando las intentan evitar, poner excusas, huir… su conducta ha llegado a ser obsesiva hacia ellas y con repercusiones negativas. No olvides la superioridad jerárquica que existe.
    ¿Crees que una estudiante japonesa deja su Erasmus por capricho o porque “está rebotada”? Cuando una persona viene ilusionada a estudiar a España y huye a su país antes de terminar el Erasmus por el acoso-abuso sexual sufrido por un profesor, se trata de una cuestión seria y dolorosa que hace daño a esa persona ¿Crees que tendrá buena idea de España y su sistema de enseñanza?
    ¿Por qué crees que este profesor deja la puerta abierta en las tutorías? ¿no será una directriz ante los hechos acontecidos y reiterados?
    En ocasiones se aduce a la perversión de las mujeres que denuncian por despecho, pero a lo que se tienen que enfrentar supera los perjuicios que sufren, de hecho en casos de acoso muchas evitan hacerlo. Tampoco estamos hablando de un hecho puntual y solo de una sola víctima. Ahora se está investigando un caso en concreto pero este problema viene reiterándose durante más de una década.

    Nos alegramos que tú y tus amigas, no hayáis sufrido acoso por parte de este profesor, pero ha habido varios casos, tres de ellos de gravedad y si te pido comprensión y empatia hacia ellas. No fue una cuestión de despecho, ni de rebote, sufrieron situaciones difíciles y duras.
    No queremos una condena sin juicio, queremos que se investigue adecuadamente, con celeridad y justicia, para que esta vez se tomen las medidas necesarias para evitar nuevos casos en el futuro.

  • Profesora de la UBU cansada de ver como se lincha a los disidentes hasta hacerlos desaparecer

    Yo haría una pregunta,… cómo se puede distinguir una acusación de una situación de acoso real, de una situación de una alumna suspensa que acusa a su profesor por despecho o venganza,…. como se puede saber cual es cual,…. acaso la política de creer siempre al alumno y condenar al profesor es la correcta? eso abre una caja de Pandora de resultados imprevisibles,… una tormenta de denuncias sin fundamento contra profesores que hayan podido suspender a una alumna,…. o aprobamos a todas las alumnas y suspendemos solo a los estudiantes varones?,…. como profesor es una cuestión difícil de responder.

    Por otro lado, se habla de hechos, que de ser ciertos (aún está por ver si es así) sucedieron en septiembre de 2015, pero que se hacen públicos ahora en marzo de 2018,… dos años y medio después, y cuando todavía todo es cuestión “sub-judice”, lo que implica que tardará en resolverse,…. por qué se hace público ahora? quien ha llevado a cabo la filtración a los medios de comunicación, periódicos? y con qué oscuros intereses se lleva a cabo dicha filtración?,… y no digamos nada de la presunción de inocencia, derecho reconocido en nuestra Constitución, y que se ha violado de forma descarada.

    Visto desde fuera, la sensación es que después de dos años y medio, aún no se ha podido demostrar nada para inculpar al profesor, por lo que se recurre a la fórmula más fácil y productiva, a un linchamiento público del profesor, sea culpable o inocente,… prescindiendo totalmente del derecho a la presunción de inocencia, y eligiendo para ello el día de la mujer trabajadora, que este año coincide con una jornada de movilización feminista,… la institución, entiéndase la Universidad, aprovecha la ocasión para sacar pecho ante los medios de comunicación defendiendo a las mujeres de cara a la galería (internamente la cosa cambia, vista la tasa de mujeres en los órganos clave como vicerrectorados, rectores y catedráticos),… la UBU ha tenido hasta la fecha 3 rectores, todos ellos hombres, ninguna mujer,…. pero saca pecho y defiende a las mujeres en los medios de comunicación, y ante la aparente imposibilidad de demostrar unas acusaciones carentes de fundamento, se procede a mancillar y difamar públicamente al profesor, ya no lo ahorcamos en un árbol a la salida del pueblo, ahora lo linchamos públicamente en los medios de comunicación, donde todos sabemos que aunque consiga demostrar su inocencia la mancha le acompañará de por vida.

    Como mujer me siento ultrajada con esta forma de politizar un día cuya finalidad es muy distinta,… y como profesora me siento amenazada por una actuación discrecional, prepotente, arbitraria, carente de respaldo legal, que viola la presunción de inocencia, bordea peligrosamente la difamación y atentado al honor,… y que nos pone a todos y a todas en el punto de mira para posibles linchamientos ulteriores.
    Yo no tengo el gusto de conocer a ese profesor salvo de oidas. Por lo visto este es/era un disidente con el poder establecido, y por eso lo han linchado públicamente,…. quien será el/la siguiente?

  • ANA

    Estoy de acuerdo con las dos premisas que expone ante un caso de acoso sexual, aunque también añadiría que se debe demostrar con hechos que es un verdadero acoso y que el presunto acosador también es inocente mientras no se demuestre lo contrario.
    Conozco a este profesor, hemos asistido a sus tutorías y clases, tanto mis amigas como yo, nos ha dado excelente atención, disponibilidad total para preguntar dudas , dudas que incluso nos ha resuelto por mail en días festivos… su material es el mejor que hemos recibido.
    Puedo decir, que siempre recibe con la puerta abierta, que muestra respeto por todas y todos nosotros … Y francamente, lo que estoy leyendo en los medios no coincide con lo que hemos vivido nosotras.
    Cierto es, que cuando empezamos la carrera, se oyeron bulos por parte de una chica que estaba rebotada con él y no sé que extraño interés tenía en desacreditarlo y evidentemente no me cabe la menor duda que sigue haciéndolo en algunos artículos que he leído al respecto .
    Por mi parte desde aquí quiero mandar mi apoyo a nuestro profesor.

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies